viernes, 8 de enero de 2010

35 palestinos resultaron heridos por las fuerzas de seguridad egipcias, cerca de la terminal de Salahuddin

[06/01/2010 - 05:39 PM]

GAZA, (PIC) - Fuentes médicas palestinas han informado de que 35 ciudadanos palestinos resultaron heridos por disparos de Egipto la noche del miércoles, cuando docenas de ellos se manifestaron cerca de la terminal Salahuddin, en el área de Rafah, en protesta por el ataque de las autoridades egipcias contra activistas del convoy Viva Palestina.

Las fuentes dijeron al Centro de Información Palestino (PIC) que cinco ciudadanos, que fueron trasladados al hospital Abu Yusuf Al-Najjar, se encuentran en estado muy crítico.

Testigos presenciales dijeron que los manifestantes respondieron al fuego arrojando piedras al lado egipcio y gritando consignas hostiles a Egipto, antes de que llegaran los policías de Gaza y dispersaran a la multitud.

Alrededor de 55 activistas internacionales, participantes del tercer convoy Línea de Vida organizado por la organización Viva Palestina con sede en Gran Bretaña, sufrieron heridas de diversa consideración durante los enfrentamientos con fuerzas de seguridad egipcias en la zona de Al-Arish.

En el mismo contexto, las facciones de la resistencia palestina en Gaza organizaron en la tarde del miércoles una gran sentada cerca de la terminal Salahuddin de Rafah para denunciar a Egipto por impedir que los activistas internacionales y la caravana de ayuda entrasen en Gaza.

Todas las facciones condenaron enérgicamente el brutal ataque llevado a cabo por las fuerzas de seguridad egipcias contra activistas de Viva Palestina, que traían consigo ayuda humanitaria para la población asediada de Gaza.

El diputado de Hamas Mushir Al-Masri destacó durante la sentada que al pueblo de Gaza no le importan todos los intentos de hacer que se preocupen con cuestiones de menor importancia y desvíen su atención de la verdadera amenaza a la seguridad nacional árabe.

Masri también instó al pueblo egipcio a alzarse y forzar a su gobierno a detener la construcción del muro de acero y abrir el paso fronterizo de Rafah de forma permanente.

Por su parte, la Comisión de Gobierno para romper el asedio denunció enérgicamente a las autoridades egipcias por el uso excesivo de la fuerza contra los activistas de Viva Palestina.

En un comunicado, el Comité dijo que las fuerzas de seguridad egipcias han sentado un grave precedente en el tratamiento de los convoyes de ayuda enviados a Gaza.

Añadió que al tratar a los activistas, que viajaron miles de kilómetros y tuvieron una gran acogida por todos los países que cruzaron, de una manera tan salvaje, socavaron la estatura de Egipto en el mundo árabe y musulmán.

El parlamentario de Hamas Yahya Al-Abadsa también criticó en un comunicado de prensa el ataque a los activistas como un acto vergonzoso y un crimen en todos los sentidos de la palabra contra Palestina.

Abadsa subrayó que tal comportamiento hacía del régimen egipcio un siervo de la política americana y una mano sucia utilizada para la represión.

En otro comunicado de prensa, el Movimiento de la Jihad Islámica expresó su consternación y conmoción por la actitud de las autoridades egipcias hacia el convoy de ayuda Viva Palestina y su insistencia en poner obstáculos en su camino e impedirles asistir al asediado pueblo palestino de Gaza.

En un acontecimiento relacionado, el subjefe de la Comisión Internacional para poner fin al asedio Mohamed Sawalha dijo el miércoles por el canal de satélite de Al-Quds que varios diputados turcos están mediando entre los organizadores de la caravana Viva Palestina y funcionarios egipcios.

Sawalha añadió que la mediación tiene por objeto superar los problemas planteados por la violación de Egipto de un acuerdo previo alcanzado con Viva Palestina en el puerto de Aqaba, por el que se comprometió a facilitar la entrada del convoy en Gaza a través del puerto de Al-Arish.