martes, 8 de septiembre de 2009

La ONU arremete contra el 'profundo declive' de la calidad de vida en Gaza

Crisis sanitaria

  • La Franja permanece aislada desde la captura de un soldado israelí en 2006
  • Unas 10.000 personas permanecen sin acceso a redes de agua corriente

03/09/2009 - Efe Jerusalén, El Mundo

El Coordinador Humanitario de la ONU en los territorios palestinos y la Asociación de Agencias para el Desarrollo Internacional han pedido este jueves que se permita la entrada de material en Gaza para reparar los servicios de saneamiento y agua.

En un comunicado, el Coordinador Humanitario de Naciones Unidas para los territorios ocupados, Maxwell Gaylard, advierte del deterioro de la situación sanitaria en la franja palestina, aislada por Israel desde la captura en junio de 2006 del soldado israelí Guilad Shalit, por tres milicias de Gaza.

El coordinador destaca que "en el corazón de esta crisis está el profundo declive de la calidad de vida para la población de Gaza", que sufre una degradante situación en la cual las infraestructuras y servicios más básicos como salud, agua y saneamientos se han visto seriamente afectados.

Israel reforzó el bloqueo a Gaza en junio de 2007, después de que el movimiento islamista Hamás se hiciera con el control del territorio tras enfrentarse a las fuerzas leales al presidente palestino, Mahmud Abás.

Esta situación de completo cierre se vio exacerbada en la última ofensiva militar de envergadura lazada por Israel entre diciembre y enero pasados, que dejó cuantiosos daños materiales y colapsados servicios básicos como alcantarillado y otras infraestructuras de saneamiento.

10.000 personas sin agua

En la actualidad unas 10.000 personas en Gaza permanecen sin acceso a una red de agua corriente, a lo que se suma la escasez de combustible para generar la electricidad suficiente para bombear agua en muchas zonas.

Asimismo, el aplazamiento de un proyecto para renovar el tratamiento de aguas residuales ha llevado a que cada día se viertan entre 50 y 80 millones de litros de aguas negras al Mar Mediterráneo.

El Coordinador Humanitario y las ONG exhortan al Gobierno de Israel a tomar acciones inmediatas para garantizar la entrada en la franja de materiales de construcción necesarios para rehabilitar el sistema de saneamiento y tratamiento de aguas.

"Sin atender las necesidades básicas inmediatas de la población y facilitar a largo plazo el desarrollo y la gestión de las aguas residuales y saneamientos, la salud pública y el medio ambiente permanecerán en riesgo significativo", subraya.

Gaylard concluye señalando que "la polución no reconoce fronteras o barreras y las comunidades en toda la región se ven amenazadas por las deficiencias del sistema de aguas y saneamiento de Gaza".