lunes, 28 de septiembre de 2009

Hamas: La escalada israelí en Jerusalén es resultado natural de la Reunión de Nueva York

[27/09/2009 - 06:06 PM]

GAZA, (PIC) - El portavoz de Hamas Sami Abu Zuhri, afirmó el domingo que la escalada israelí en la ciudad ocupada de Jerusalén es resultado natural de la reunión de Nueva York y del apoyo continuado de Estados Unidos a los crímenes de Israel contra el pueblo palestino y su tierra.

El portavoz Abu Zuhri pidió a la Autoridad Palestina (AP) y a la facción Fatah, que acaben con sus frívolas reuniones con la ocupación israelí, que siempre han servido de encubrimiento en la comisión de más crímenes.

También instó a los regímenes árabes a dejar de apostar por las posiciones de América y a romper su silencio frente a los crímenes israelíes contra el pueblo palestino y sus santos lugares en Jerusalén.

El portavoz pidió a Mahmoud Abbas que libere de sus cárceles inmediatamente a todos los presos políticos y a los combatientes para que puedan asumir su papel en la defensa del pueblo palestino y sus santos lugares y permita a la gente de Cisjordania organizar manifestaciones para expresar su enojo ante la ocupación.

El portavoz también acusó a la autoridad israelí de ocupación (AIO) de ser totalmente responsable de las bajas causadas por sus tropas en los patios de la Mezquita de Aqsa así como de todas las repercusiones que puedan derivarse de dichos actos.

Por su parte, la diputada de Hamas Samira Halaiqa denunció enérgicamente la pasividad de los regímenes árabes frente a las campañas de judaización organizadas en Jerusalén por el gobierno israelí, diciendo que este silencio es parte de la connivencia Arabe con las violaciones israelíes, lo que proporciona a Israel luz verde para cometer más crímenes contra los santos lugares islámicos.

La diputada Halaiqa subrayó que lo ocurrido hoy en Jerusalén es parte de los logros políticos alcanzados por el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu durante su reciente reunión con el presidente de EEUU, Barack Obama, y Abbas.

Por su parte, el Dr. Aziz Dweik, portavoz del Consejo Legislativo Palestino (PLC), dijo en una declaración televisada por el canal de satélite Al-Quds que la escalada de ataques sionistas en la Mezquita de Aqsa es un mensaje a todos los dirigentes árabes y palestinos.

El Dr. Dweik añadió que este mensaje dice que los sionistas están decididos a lograr sus planes, a pesar de todos los intentos realizados por los árabes y palestinos para llegar a un acuerdo con Israel.

El orador también instó, a través del canal, a Amr Moussa, secretario general de la Liga Árabe y a la Organización de la Conferencia Islámica a que celebren reuniones de emergencia para tomar medidas inmediatas respecto a la escalada israelí contra la Mezquita de Al Aqsa, que causó numerosas víctimas entre los fieles palestinos.

Asimismo hizo un llamamiento para la celebración de una cumbre de emergencia árabe e islámica en apoyo de la Mezquita de Al Aqsa y Jerusalén.

El diputado palestino Ahmed Abu Halabia también apeló a los árabes y los musulmanes, en un comunicado de prensa al Centro de Información Palestina (PIC), para la adopción de medidas urgentes para hacer frente a los intentos de los colonos israelíes de tomar por asalto la Mezquita de Aqsa, antes de que sea demasiado tarde.

Abu Halabia advirtió de que los repetidos intentos de los colonos de profanar la mezquita santa son parte del plan israelí para apoderarse de la parte suroeste de la mezquita a fin de llevar a cabo sus rituales religiosos, como preludio a la demolición de toda la mezquita en su conjunto y la construcción del presunto templo sobre sus ruinas.

Los presos palestinos en las cárceles israelíes también han instado el domingo a las naciones árabes y musulmanas, por medio de una llamada telefónica al Ministerio de Asuntos de los presos, a que organicen protestas masivas para expresar su indignación ante los ataques de los colonos israelíes contra la Mezquita de Aqsa.

Por su parte, la Fundación Al Aqsa para la dotación y el patrimonio islámicos afirmó el domingo que los fieles palestinos que estaban en el interior de la Mezquita de Al Aqsa, a pesar de las bajas habidas entre ellos, lograron frustrar el intento de los colonos israelíes de profanar la mezquita.